Latest News

La UCA pidió hoy reabrir investigación judicial de la masacre de los jesuitas

La Universidad Centroamericana José Simeón Cañas (UCA) pidió hoy al juez Tercero de Paz que ordene abrir el expediente que fue cerrado hace  25 años  y continúe con la investigación del asesinato de los seis sacerdotes jesuitas, su empleada y la hija menor de ésta.

“Nosotros nos hemos concentrado en el poder autónomo que tenían los militares para tomar una decisión de ese tipo (sobre la muerte de los padres) y se analizará la posible participación del expresidente Alfredo Cristiani”, dijo el padre José María Tojeira, ex rector de la universidad jesuita y ahora director del IDHUCA.

La iniciativa es “con el fin de lograr un proceso judicial contra los autores intelectuales de la masacre…y se enmarca en la búsqueda de verdad, justicia, reparación y garantía de no repetición frente al crimen de lesa humanidad”, indica una información divulgada por la UCA.

En noviembre de 1989 un grupo elite de la Fuerza Armada ingresó a las instalaciones de la UCA y asesinó a los sacerdotes jesuitas Ignacio Ellacuría, Segundo Montes, Ignacio Martín Baró, Juan Ramón Moreno, Amando López y Joaquín López y López. En la masacre también fueron asesinadas Elba Ramos, empleada de los sacerdotes, y Celina, la hija menor de  edad de ella.

En su petitorio ante el tribunal judicial, la UCA señaló que, a pesar de las fallas en el proceso, decidieron no proceder contra ninguno de los militares procesados en 1992, ya que la verdad sobre la autoría material ha quedado “establecida”.

Tojeira confirmó, tras la presentación del documento, que se busca que las autoridades judiciales den con los responsables intelectuales de la matanza de los jesuitas, entre quienes se menciona al expresidente Cristiani.

La justicia española también ha pedido la extradición de más de una decena de militares salvadoreños acusados de haber cometido la masacre el 16 de noviembre de 1989, entre ellos varios oficiales de alto rango.

El coronel Inocente Orlando Montano, detenido en Estados Unidos, podría ser deportado a España luego que la Corte Federal de Justicia avaló que el Departamento de Estado pueda hacer efectiva la repatriación, para que responda por la acusación de haber participado en la masacre de los padres jesuitas.

BOLETÍN DE NOTICIAS

No te pierdas ninguna noticia, suscríbete