lunes 25 de septiembre de 2017
Latest News

Se agudiza pugna por el control de ARENA y se hace público el choque entre Jorge Velado y Norman Quijano

El pasado jueves 19 de mayo la Asamblea Legislativa celebró su sesión plenaria de la semana. Esa tarde había en la agenda un punto pedido por Casa Presidencial. El presidente Salvador Sánchez Cerén llegaría a solicitar permiso para salir del país por el período de un año. A la hora de la llegada del mandatario las 35 sillas (curules) de los diputados del partido ARENA estaban vacías.

Voceros de arena en el congreso dijeron que justo a esa hora los parlamentarios debieron acudir a una reunión en la que analizaban la petición del gobierno de aprobar los $152 millones en bonos para financiar las medidas de seguridad. Se cuanta en los pasillos legislativos que hacer el vacío al presidente Sánchez Cerén fue una decisión no consultada con el presidente del partido, Jorge Velado.

En ARENA esos actos de indisciplina o inconsultos reciben generalmente una reprimenda. Algunos observadores del asunto no se atreven sin embargo a calificar aquello como una rebelión de los diputados contra Velado.
Pero el viernes 20 de mayo, Velado se disculpó en una entrevista de televisión, por la decisión que tomaron los diputados de su partido. Trató de matizar diciendo que pedía disculpas al presidente, pero que no pensara que era una cuestión deliberada o algo personal.

Desde hace algunos meses han circulado distintas versiones sobre las disputadas de agrupamientos al interior de ENA. Y advierten que éstas se irán agudizando en la medida en que se acerca el mes de septiembre, cuando tendrá lugar la elección de la nueva dirigencia del COENA, su máxima autoridad.

Meses atrás trascendió que Norman Quijano, Ernesto Muyshont, Ana Vilma de Escobar y el propio Jorge Velado, expresaron su intención de aspirar a la presidencia del partido ARENA. Y que tras la publicación de un audio en el que apareció Muyshont y el alcalde de Ilopango Salvador Ruano, reunidos con cabecillas de pandillas, el diputado “se había quemado” y que estaba descartado para continuar aspirando a dirigir su partido. Que se redujo a tres los contendientes.

Y esta semana, Norman Quijano lanzó los dardos sobre la actual dirigencia y reclamó para él más espacio de participación.

Ciertamente el excandidato a la presidencia es por hoy el dirigente de ARENA mejor posicionado en las encuestas de opinión. Le sigue la ex vicepresidenta y diputada Ana Vilma de Escobar.

Quijano considera que ese posicionamiento en las encuestas le convierte en legítimo aspirante a la presidencia de ARENA. Además, le recuerda con frecuencia a miembros de su partido que estuvo a punto de ganar las elecciones presidenciales, que de no haber sido por el escándalo en el que se vio involucrado el expresidente Francisco Flores, por la desaparición de los 10 millones donamos por Taiwán, seguro habría triunfado en la contienda contra Salvador Sánchez Cerén.

Animado por los datos de las encuestas que le favorecen y la errática oposición de su partido, incluso durante la coyuntura del segundo aniversario del actual gobierno, Quijano al parecer ha decidido ir por el control del partido ARENA sin importar que salgan a la luz las pugnas a su interior.

Y es que a diferencia de años anteriores, en esta ocasión el partido ARENA fue incapaz de mostrar una sola posición sobre el segundo aniversario de Salvador Sánchez Cerén. Tuvieron dificultades hasta para ponerse de acuerdo y dar una conferencia de prensa unidos o un acto público y desplegados para fijar su postura respecto a la coyuntura. Nada de eso pasó.

El su iniciada campaña por la presidencia de ARENA, Quijano se quejó de la falta de un reglamento que rija el proceso de elección interna. “Que vamos a competir (por la presidencia del COENA) no me cabe la menor duda. La dirigencia del partido tiene una enorme responsabilidad. Si el proceso se llega a descarrilar ellos tienen que asumir las consecuencias”, les advirtió.

“Tenemos ocho meses de esperar un reglamento interno. No sabemos a ciencia cierta cuál será el resultado final. Hay muchas cosas que no se han definido”, prosiguió. Y luego aprovecha los micrófonos para ir más allá. “”Ya me han pisoteado demasiado y no estoy dispuesto a aguantar más pisoteos”.

Quijano afirmó que, aunque por momentos, ARENA “me ignora”, las bases de su partido reconocen en él a un líder con importante caudal político. Y al interior de ARENA algunos dirigentes dicen que Quijano no miente. Recuerdan como lo han hecho a un lado cuando ha intentado correr por la alcaldía de San Salvador.

En 2006 estaba a punto de lanzarse cuando la dirigencia lo paró en seco y escogió a Rodrigo Samayoa, quien perdió frente a Violeta Menjívar. Y más recientemente, cuando intentó correr por la reelección el año pasado, lo apartaron y designaron a Edwin Zamora, que perdió frente a Nayib Bukele.

Quijano dice ahora que desea ser el próximo presidente de ARENA “no porque un sector poderoso mi impulsa”, sino porque cuenta con el respaldo de las bases de su partido.

Pero Jorge Velado intentan desmentir a Quijano y resta importancia a sus quejas. Negó también que se le haya “pisoteado” en ARENA. “El partido lo que ha hecho en el caso de él (Quijano) es darle unas grandes oportunidades, él ha sido candidato presidencial, lo que cualquier arenero quisiera ser, él ha sido candidato a diputado, él ha sido alcalde, vicepresidente de la Asamblea, el partido lo ha tratado con mucha deferencia”, dijo.

Preocupado porque las “diferencias al interior de ARENA” se salgan de control, el diputado Muyshont, hizo pública esta semana una carta dirigida a la militancia del partido, en la que les llamó a lavar la ropa sucia en casa, y no hacer públicos los problemas internos a través de los medios de comunicación. Reconoció que el partido atraviesa una etapa de transición, pero que las recomposiciones son normales, aunque dijo que deben corregirse algunas actitudes al interior de su partido.

Hace una semana exactamente, una encuesta de El Diario de Hoy, reveló que la población, poco más del 60%, evalúa como mal o muy mal el rol que está jugando como partido de oposición.

BOLETÍN DE NOTICIAS

No te pierdas ninguna noticia, suscríbete