Latest News

Sánchez Cerén pronuncia discurso ante la ONU, se refirió a seguridad, acuerdo fiscal, migración, la guerra en Siria y la paz en Colombia

El presidente Salvador Sánchez Cerén se dirigió hoy ante la Asamblea General de la ONU, en Nueva York, en el que abordó diversos temas, como los logros en seguridad en El Salvador, demandó más cooperación internacional en materia de migratorio y reiteró en la necesidad de un acuerdo con los distintos sectores nacionales.

También hizo un llamado a detener la guerra en Siria, celebró la paz de Colombia y pidió nuevamente el fin del bloqueo económico a Cuba por parte de Estados Unidos.

También condenó la destitución de la ex presidenta de Brasil Dilma Rousseff y se solidarizó con el presidente de Venezuela Nicolás Maduro.

Entre lo más destacado de su discurso, el mandatario dijo:
“Estamos haciendo importantes esfuerzos por aumentar la capacidad productiva de nuestro país, generando condiciones para una mayor inversión pública y privada, dando nuestro apoyo a la micro, pequeña y mediana empresa, elevando la calidad de la educación, y ejecutando proyectos especiales de apoyo a sectores vulnerables, como los jóvenes, las mujeres y población rural, para poder generarles oportunidades de empleo y crecimiento.

Acuerdo con distintas fuerzas políticas y medidas de seguridad
Con la seguridad de que las metas se alcanzan venciendo los desafíos, mi gobierno se empeña en alcanzar un acuerdo con todas las fuerzas políticas para unir en esta perspectiva positiva, la solución de problemas fiscales de corto plazo que enfrentamos como país.

También y de manera complementaria hemos lanzado medidas extraordinarias de prevención de la violencia, las cuales se ampliaran progresivamente en todo el territorio nacional, luego de implementarse en los municipios priorizados.

Las acciones ejecutadas en los diversos componentes del plan El Salvador Seguro han empezado a brindar resultados, en los últimos 5 meses se ha logrado una reducción de los homicidios de alrededor del 50% en comparación con los primeros tres meses del presente año, aunque por supuesto tenemos retos y desafíos por delante.

Quiero reiterar que el gobierno de El Salvador mantiene su compromiso pleno con las garantías y protección de los derechos humanos. El compromiso con los derechos humanos, así como la democracia, la separación de poderes y el respeto a las atribuciones de cada órgano del Estado y sus decisiones, la transparencia y la lucha contra la corrupción, son hoy en día para el gobierno de El Salvador la piedra angular de su actuación.

Migración
El Salvador insiste en la necesidad de que la comunidad internacional, las organizaciones involucradas en el tema migratorio, en la defensa de personas migrantes y de los derechos humanos en general y en especial la Organización de las Naciones Unidas asuma el reto con valentía y orienten las acciones de sus agencias, fondos y programas a fortalecer las iniciativas de cooperación en materia de migración internacional en todas sus facetas.

La migración es un fenómeno multidimensional y siempre ha estado presente en la historia de los seres humanos, en el caso particular de mi país estamos conscientes de los factores que motivan a muchos salvadoreños y salvadoreñas a emigrar, por lo que los esfuerzos nacionales y otros regionales como la Alianza para la Prosperidad el Triángulo Norte de Centroamérica que implementamos junto a Guatemala y Honduras con la cooperación de los Estados Unidos de América se concentran en grandes prioridades, como desarrollo productivo, inversión en capital humano, seguridad y fortalecimiento institucional.

Nosotros como país de origen estamos realizando nuestros esfuerzos, pero al mismo tiempo necesitamos el apoyo y sobre todo las garantías, el respeto de los derechos de nuestros connacionales en los países de tránsito y destino.

Dicho de otra manera, solo los esfuerzos dirigidos a mejorar las condiciones en las comunidades de origen de la población migrante son los que producirán un cambio de disuasión en el mediano y largo plazo. El muro no es una solución porque genera más odio como dijo el Santo Padre en septiembre del año pasado.

Golpe de Estado en Brasil y solidaridad con Venezuela
Igualmente vemos con preocupación los intentos por desestabilizar a gobiernos progresistas en la región, dentro de lo cual identificamos la deposición del mandato de la presidenta electa por el pueblo brasileño. Estas prácticas constituyen no solo un golpe al Estado de derecho, sino también una grave afectación para la democracia, la paz y el desarrollo de las naciones, por ello nos pronunciamos contra este tipo de medidas, hacemos el llamado a la comunidad internacional a estar vigilante ante estas acciones y decidir los cursos de actuación.

En ese contexto quiero expresar en particular nuestra solidaridad con el presidente Nicolás Maduro y el pueblo venezolano quienes confío podrán encontrar la solución a los desafíos que enfrentan por la vía del diálogo.

Conflicto en Siria
El Salvador como país que sufrió una guerra civil y las consecuencias de la guerra fría, ve con especial preocupación el conflicto en Siria que ha venido agudizándose y creando impactos desastrosos para todo su tejido social, especialmente para sus niños y niñas.

Es necesario que el liderazgo mundial aquí presente y sobre todo de los territorios que están acogiendo a los refugiados de esta crisis puedan dar una respuesta coordinada y ante todo humana y solidaria a las familias que están sufriendo por el desarraigo, la enfermedad, y la pérdida de sus seres queridos como consecuencia de esta guerra.

Asimismo, esperamos que los diferentes sectores en Siria con el apoyo de la comunidad internacional y la institucionalidad de las Naciones Unidas, logren la aplicación de un acuerdo, que finalice las hostilidades en su territorio.

Igualmente abogamos por las demás áreas del mundo, como Palestina, Irak, y Libia, donde urge superar los conflictos y pasar a una paz estable.

Fin del bloqueo a Cuba
En el continente hemos observado con beneplácito los avances realizados por Cuba y Estados Unidos en el restablecimiento de sus relaciones, sin en embargo, consideramos que este cambio no podrá traer los beneficios esperados a las poblaciones de ambos países si no se pone fin al bloqueo económico.

La paz en Colombia
Por ello, El Salvador ha expresado su entera disposición para aportar desde su experiencia como fue el caso de Colombia que recientemente ha firmado su pacto definitivo por la paz y se encamina a la implementación de los acuerdos alcanzados; nos identificamos y felicitamos a toda Colombia por ese logro.

BOLETÍN DE NOTICIAS

No te pierdas ninguna noticia, suscríbete